Declaración fallida



- Pero es que no os lo puedo contar si no os ponéis por parejas...

Los de cinco años ya saben de qué va la historia. Ello no impide las consabidas disputas para ponerse de pareja con su amiga del alma cuando ésta ya ha sido elegida por otra alumna más rápida.

Superados los trámites -"Paulino, no tengo pareja", "¡Es que yo quiero estar con Micaela, que es mi amiga!, "¡Y mía también!", "Paulino, pipí", etc-, cotinúo:

- Esto era una pareja que paseaba por el parque... -Los alumnos cantan "Lan larán larito", mientras van de la mano entre las mesas del aula- cuando uno de ellos se arrodilló y, cogiendo la mano del que estaba de pie, le declaró su amor diciendo: "I love you!"

Algunos de los que han quedado de pie miman sorpresa en sus caras... Otros, menos románticos, simplemente se mondan de risa.

- ...y le preguntó: "Do you love me?" -los arrodillados repiten mis palabras-, pensando que el que estaba de pie iba a contestar "Yes, I do!", "Yes, I do!" -los aludidos hacen lo propio, mientras dan cursis saltitos de alegría- Pero, ¿cuál no fue su sorpresa cuando los que estaban de pie soltaron sus manos de un tirón y espetaron "No, I don't!".

Juanmi ha retirado su mano con tanta vehemencia que ha girado sobre sí mismo, ha tropezado con un declarante arrodillado que había a sus espaldas y ha caído sobre Clara, también arrodillada. El ritmo de la narración se resiente obviamente ante el alud de risas que se desata.

- ...Los que estaban arrodillados quedaron con su manita al aire -continúo con gesto y entonación compungidos- y juntando sus dos manitas preguntaron "Why not?" Y los que estaban de pie cruzaron sus brazos y contestaron "Because -pausa larga- I don't like you! I don't like you!"

Y así  continúan un ratito mienras los rechazados lloran y patalean en el suelo. Luego cambiamos de roles y repetimos la escena.